La decadencia belga

La selección belga está inmersa en estos momentos en una profunda renovación. Suele suceder que, tras una época dorada, las selecciones no consideradas potencias en el mundo futbolístico atraviesan un periodo de depresión hasta que vuelven a conseguir resultados aceptables para una selección de segundo nivel. Pasó en Rumanía tras Hagi, en Bulgaria tras Stoitchkov, en Croacia tras Suker, en la República Checa tras esa brillantísima selección a la que sigo teniendo bastante apego, etc.

El caso belga es curioso porque, si bien el relevo generacional ya se ha producido y cuentan con jugadores asentados en equipos competitivos, la selección sigue sin dar la talla. La derrota con Armenia es un ejemplo clarísimo. Creo que el único problema es la falta de un líder, rol que ni Van Buyten, ni Kompany, ni Van Damme han sido capaces de asumir. Las selecciones puestas anteriormente como ejemplo se apoyaron en un jugador cuyo nivel es superior al resto del conjunto (Berbatov, Modric…) pero eso es algo de lo que Bélgica carece. Es una lástima no poder disfrutar de otra generación como la que conformaron Wilmots y compañía.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: