Adiós al favoritismo

En un torneo como un Mundial, un partido malo acaba con tu favoritismo casi de inmediato, y dos partidos malos te mandan para casa. Varias de las selecciones “grandes”, entendiendo por “grandes” las cabezas de serie,  se encuentran en una posición complicada y se jugarán su clasificación para octavos de final en el último choque de la fase de grupos. Son los casos de Alemania, Inglaterra, Italia y España, aunque los motivos por los que han llegado a esta situación son distintos.

Alemania realizó un primer partido espectacular, una exhibición de juego y mentalidad ofensiva ante la débil Australia. Los elogios tras la goleada fueron desmesurados. Es cierto, Alemania estuvo a un gran nivel en su debut, pero ese no es su verdadero potencial. La de Joachim Low es una selección joven, que no alcanzará su máximo esplendor hasta el próximo Mundial de 2014, y que ha de tomarse esta torneo como un premio, para disfrutar y adquirir experiencia.  Habiendo sido el único combinado capaz de brillar en la lamentable primera jornada, medio mundo colocó a la selección germana como candidata al título, y esa presión añadida quizás les jugara una mala pasada. Serbia les paró los pies en el segundo partido tras ganarles por 0-1, aunque realmente los de Antic tuvieron bastante suerte. La expulsión de Klose y el penalty fallado por Podolski condicionaron un partido en que, pese a jugar en inferoridad toda la segunda parte, Alemania dominó, y sólo le faltó el gol. Los resultados en los otros partidos obligan a Alemania a ganar para clasificarse -lo haría como primera de grupo- y sería una lástima -además de una sorpresa- que Ghana consiguiera sacar un empate y eliminarles.

El problema de Inglaterra es bien distinto. La pareja Gerrard-Lampard no funcionó en el centro del campo el primer partido, y el equipo no mejoró en absoluto con la inclusión en el once inicial de Gareth Barry. Los de Capello no juegan a nada, aunque eso parezca ser un signo de los equipos entrenados por el técnico italiano, lo que sucede generalmente es que el estilo inculcado por el preparador transalpino es muy poco vistoso. Sin embargo, siempre se observa un plan. En este mundial los “pross” no están demostrando tener claro cuál es modelo a seguir. Heskey no tiene calidad suficiente para una selección de primer nivel, la defensa -como algunos esperaban- no está rindiendo como se espera de ella y las dudas en la portería se han acrecentado tras el terrible error de Robert Green frente a Estados Unidos. Todo parece improvisado y, como no cambien mucho las cosas, la campeona del mundo en 1966 se quedará fuera en la primera fase.

La decepción de Italia era algo más esperada pero aun así, no deja de ser enorme. Lippi decidió no contar en el equipo con una necesaria dosis de talento (Totti-Cassano-Rossi) y la lesión de Pirlo terminó por eliminar cualquier rastro de creatividad del equipo. Sin el mediocentro del Milán, la “Azurra” es un conjunto ramplón, sin un estilo definido, que busca excesivamente el juego directo. El empate en la primera jornada frente a Paraguay dejó dudas, pero la incapacidad para vencer a Nueva Zelanda, probablemente el peor equipo de los treinta y dos que dispután la Copa del Mundo, es realmente muy preocupante. Son italianos, todos sabemos que son capaces de clasificarse empatando los tres partidos -de hecho ya lo hicieron en España ’82), pero una derrota ante un Eslovaquia, que tras la decepción del primer partido y la derrota en el segundo ya practicamente no tenían opciones, ven una nueva posibilidad y no tienen nada que perder, dejaría a los de Marcelo Lippi fuera del Mundial.

Anuncios

One Response to Adiós al favoritismo

  1. Todavía no estamos eliminados de la Copa Mundial. El clima de pesimismo que se ha instaurado tras una derrota es totalmente injustificado porque ni antes éramos favoritos para ganarle a todos “con la gorra”, ni ahora somos unos paquetes incapacitados para tumbar a Honduras y Chile.

    No está de más recordar que siguen siendo los mismos jugadores que hace menos de una semana nos tenían a todos ilusionados con ganar la Copa Mundial. El plantel tiene crédito suficiente y hay que mantener la calma. Ellos se merecen nuestra confianza, lo demostraron en la Eurocopa.

    Un saludo desde Panorama Fútbol

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: