La barrera de los cuartos de final

30 junio 2010

Para Brasil, Alemania o Argentina, países acostumbrados a jugar finales, la ronda de los ocho es sólo un paso más en el camino hacia el título. Para España, una cita con la historia.  La selección española solo ha conseguido una vez finalizar el torneo entre los cuatro mejores, y aquel hito está ya muy distante en el tiempo. Los cuartos de final han llegado por fin en este mundial un tanto insípido en cuanto a fútbol y nos deparan cuatro partidos muy emocionantes.

Lee el resto de esta entrada »

Anuncios

El momento de la verdad

26 junio 2010

El Mundial de Sudáfrica llega por fin a los octavos de final, la primera ronda eliminatoria de partido único, que ya no perdona traspiés como en la aburrida fase de grupos. Quedan dieciséis selecciones entre las que no se encuentran ni Francia ni Italia, fracasos voceados tiempo atrás del comienzo del torneo. Los cruces resultantes son tremendamente igualados. A continuación mis primeros cuatro pronósticos.

Lee el resto de esta entrada »


Grupo D – Jornada 1: Comienza el fútbol

14 junio 2010

Paradójicamente, ha sido la selección alemana, equipo tradicionalmente rocoso y aburrido, la primera que ha practicado un fútbol atractivo en lo que llevamos de Mundial de Sudáfrica -y ya son 8 partidos-. Los germanos golearon sin problemas a Australia mientras en el partido entre las aspirantes Ghana y Serbia los africanos se impusieron justo al final del encuentro gracias a un penalty transformado por Gyan.

Lee el resto de esta entrada »


Ghana, primera finalista

28 enero 2010

Ghana se clasificó para la final de la CAN (Copa Africana de Naciones) tras vencer por la mínima a Nigeria en un partido que fue de más a menos.

Durante los primeros quince minutos de partido pareció que las “Águilas Verdes” por fin iban a desplegar algo del juego brillante que les situó como una de las favoritas al título antes del comienzo del campeonato. Por primera vez su técnico se atrevió a alinear a dos delanteros, Odemwingie y Martins, lo cual dio mucha más movilidad arriba que la que había aportado Yakubu en partidos anteriores. Con Obi Mikel situado por detrás de los dos puntas, el equipo nigeriano llegó con peligro a la meta de Kingson.

Sin embargo, cuando más cerca parecía que sería Nigeria quien rompiera el empate inicial fue Gyan quien puso por delante a Ghana a la salida de un corner, en la primera jugada de peligro de su equipo. Con el marcador a favor, el partido se cerró y solo las acciones de Odemwingie pusieron en aprietos a la defensa ghanesa.

La segunda parte fue un monólogo nigeriano en busca del gol, con más empuje que cabeza. Obi Mikel, aunque igual de irregular que habitualmente, fue capaz de romper a la defensa de Ghana con sus pases un par de veces, pero sus compañeros no supieron aprovechar la visión de juego de su futbolista más talentoso. Mientras tanto Asamoah Gyan era el único que llevaba relativo peligro por parte de Ghana, que conforme pasaban los minutos se iban echando más y más atrás.
Nigeria buscó finalmente el gol con la entrada del poderoso Yakubu y del malaguista Obinna, pero el gol no llegó y será Ghana quien se enfrente al ganador del Egipto-Argelia, partido del cual saldrá con bastante probabilidad el ganador de esta edición de la Copa de África viendo la pobreza de los contendientes de esta semifinal.


Cuartos de final: El África profunda defrauda

25 enero 2010

De las tres favoritas del África profunda (Costa de Marfil, Camerún y Nigeria) sólo quedan en semifinales las “Águilas Verdes”. Las dos primeras han sido ya eliminadas, curiosamente por selecciones de países con vistas al Mediterráneo (Argelia y Egipto, respectivamente). Se veía venir, ya que, por muchos nombres que acumulen, no han conseguido formar un colectivo. Ninguna dispone de un mediocentro creativo y Yaya Touré, Song o Mikel tienen que asumir una función para la que, o bien no están capacitados, o bien no están acostumbrados a desempeñar.

El primer  choque de cuartos enfrentó a Ghana con Angola. Fue un partido aburrido, como la mayoría de los de esta edición de la Copa de África, que se decantó por un gol al contragolpe de los ghaneses. Los anfitriones, que habían dejado destellos de calidad con Flavio y Manucho, decepcionaron y no fueron capaces de combinar en el medio del campo, por lo que su juego se vio resumido a balones largos e inefectivos.

El segundo encuentro enfrentó a Costa de Marfil con los rocosos argelinos. Se adelantaron los “elefantes” por medio de Kalou nada más comenzar el partido, pero Matmour, sin duda el mejor jugador de Argelia, igualó la contienda. El partido parecía abocado a la prórroga, pero Kader Keita marcó un golazo cuando se cumplía el tiempo reglamentario. Y cuando parecía que Costa de Marfil se clasificaría, volvió a empatar Argelia. Me perdí la prórroga al estar viendo a Cristiano Ronaldo dar codazos, pero Argelia marcó y Costa de Marfil también, pero se lo anularon, por lo que pasaron los “Zorros del desierto”.

A causa de estar viajando me perdí el Egipto-Camerún. Como he señalado al principio del post, pasó Egipto ante la mediocridad de Samuel Eto’o y compañía, si bien en este partido mostraron una cierta mejoría que de todos modos no les sirvió de nada. Egipto continua lanzada a por su tercer título consecutivo, algo que sería histórico.

Llegué justito para ver el Nigeria-Zambia en una calidad ínfima. Suficiente para encariñarme con Zambia, la única selección que apuesta claramente por el ataque en lugar de la defensa. Dominó a Nigeria y la puso contra las cuerdas, pero pagó cara su falta de puntería y acabó perdiendo en penaltys. Se dio la curiosa situación de que ambos porteros tiraron el quinto y último penalty. Sólo puede ocurrir en África. Estaré atento a las semifinales.


Grupo B: Burkina Faso cae sin hacer ruido

19 enero 2010

Más de lo mismo en el grupo B. Con Costa de Marfil ya clasificada, Burkina Faso y Ghana se jugaban el pase a la siguiente ronda. A los primeros les valía con el empate mientras que la selección de Essien, que no jugará lo que queda de campeonato debido a su lesión, necesitaba la victoria para pasar como segunda de grupo.

Y ganar ganó, pero 1-0, sin desplegar un fútbol ni mucho menos atractivo y con un hombre más durante gran parte de la segunda mirad debido a la expulsión de Tall. Así que tampoco confiaría mucho en gana de cara a la victoria final en el campeonato. Pienso que, de no haber sucedido el desagradable incidente con Togo, hubiera sido la selección de Adebayor la que se hubiera clasificado.
El partido no tuvo historia, aunque en un primer momento pareció que Burkina Faso era capaz de combinar en el medio del campo y desarrollar un juego vertical y ofensivo fue solo un espejismo. Los equipos pararon el juego continuamente con faltas cada vez que su contricante se intentaba acercar al área. No hubo apenas disparos a portería, y menos aún jugadas de peligro.

Al final es Ghana la selección clasificada, pero lo mismo da. Supongo que los defensores del fútbol africano apelarán a la mejora táctica (que la hay, y notable), a la potencia y fuerza de algunos jugadores y a la habilidad otros pocos, muy pocos. Para mí no es suficiente, y hoy, como ayer, me volví a desesperar viendo un partido que teóricamente debía ser atractivo por las necesidades de ambos equipos y que resultó ser un tostón
Tengo ganas de ver a Egipto, es de las pocas selecciones que me quedan por ver en esta Copa de África, y me parece que así sin hacer ruido van a acabar estando en la lucha final como siempre. Así es como ha caido Burkina Faso, sin hacer ningún ruido, sin hacer ningun gol, y haciéndome perder el tiempo. Menos mal que luego tendré un derbi en la Carling para resarcirme.